Super Deportivo RN
Al Instante

Pachuca tomó ventaja en la final de ida

Hidalgo., a 21 de noviembre de 2017.- Ante una entrada récord en el Estadio Hidalgo, Pachuca se adelantó en la gran final de la LIGA MX Femenil Apertura 2017. Las Tuzas vencieron 2-0 a Chivas.

El partido de vuelta se jugará el próximo viernes 24 de noviembre en el Estadio Chivas, donde las tapatías deberán de ganar por al menos dos goles para forzar los tiros penales; por tres tantos para ser campeonas.

El Partido

Los equipos y sus jugadoras estuvieron a la altura de la cita histórica. El Estadio Hidalgo recibió la gran final de la primera LIGA MX Femenil. El ambiente fue espectacular, las futbolistas jugaron ante un lleno en la Bella Airosa.

La primera de peligro la generaron las visitantes, el Rebaño Sagrado se sumó al ataque y Brenda Viramontes fue la encargada de disparar a media altura, el impacto fue bien contenido por Alejandría Godínez, que no dio rebote.

Las Tuzas poco a poco fueron adueñándose de la pelota y, por supuesto, se impulsaron con el fervor de su gente que no dejó de apoyar. Intentaron sobre todo por los costados con Mónica Ocampo y Jaquelín García, esta última, un dolor de cabeza para la zaga tapatía.

Chivas tuvo que encomendarse a dos de sus figuras, la arquera Blanca Félix y la experimentada contención Tania Morales, quienes tuvieron que dar lo mejor de sí para contener lo que, con el tiempo, era un agobio de las hidalguenses.

Berenice Muñoz, la eje de ataque local, dio un gran primer lapso con movilidad y ambición, tuvo un intento que le atajó Félix y un disparo que se fue apenas por encima de los tres palos. Si el balón pasaba por Berenice, se sentía peligro inmediato.

Una de los momentos más importantes del primer tiempo sucedió al 27’, Mónica Ocampo se metió al área y encaró a la guardameta visitante quien con un achique y un manotazo evitó que Pachuca se fuera al frente en el marcador.

Del otro lado, Chivas tuvo poco. Sin embargo, sus embates generaban buenas sensaciones para los aficionados rojiblancos. Viramontes se plantó con pelota controlada en el área rival y cuando se disponía a tirar se apareció una barrida salvadora de Natalia Melgoza. Espectacular acción defensiva de la lateral derecho. Corría el 33’.

Al minuto 40, Lizbeth Ángeles, la playera 9, se encargó de marcar el primero de la gran final. Por izquierda, Jaquelín García desbordó y ya en el área mandó una diagonal que su compañera tomó para dar el pase a la red con las defensoras de Chivas vencidas. Ganaban las Tuzas 1-0 en el Hidalgo.

Para el complemento, el equipo de Eva Espejo no bajó la intensidad, todo lo contrario. Continuaron con la presión alta que hizo caer en imprecisiones a las futbolistas del Club Guadalajara. Pachuca mandaba en su estadio.

Blanca Félix volvió a dar de qué hablar, la portera hizo una doble atajada en el minuto 65. El acoso sobre su meta era tal, que en la siguiente acción le pusieron el esférico en el travesaño. Chivas no tenía poder de respuesta.

Y las Tuzas convirtieron el segundo. Lo hicieron con una obra de arte de Mónica Ocampo, la 10 del Pachuca cobró un tiro libre casi pegada a la línea de fondo. De sus botines mágicos mandó un disparo elegantísimo, con dirección perfecta, para encontrar el ángulo superior del segundo palo. Zurdazo increíble. Golazo de Ocampo para el 2-0. El Estadio Hidalgo festejaba a sus Tuzas que se imponían con autoridad.

Pachuca se adelantó en la gran final. Falta el segundo capítulo, el desenlace en tierras jaliscienses.